Make your own free website on Tripod.com

ReFleXioNes II

Home

La Sentencia | El Problema | Los tres filtros | El dolor en si mismo | Duele Amar | Las personas son regalos | Aliento | Dios no se equivoca | He aprendido | Antes q' nada eres padre | Afrontar los problemas | -Primero Yo- | Animarse a Volar | El Camino | El Dolor | ¿Cuanto puede cargar tu alma? | =Cerrando circulos, cerrando puertas= | Vive el Hoy | Mil caminos para amar | ::Claro que puedes:: | Vale la pena | Hoy puedo | Reglas básicas | Tú eres | ¿Razón, Estación o toda una Vida? | Aprovecha el día | Cuando sientas | ¿Y q' puede pasar? | Si volviese a vivir
¿Y q' puede pasar?

 

¿Y qué puede pasar?

Llega, un momento de la vida, en que uno está realmente cansado de sospechas y temores; de actitudes negativas y escepticismo.

Tanto tiempo detrás de una verdad que siempre nos resultó sospechosa.

Desconfiando de todo, de las más mínimas cosas. Con una imagen del otro fija y pegada como un broche.

Por más que el otro hiciera, nosotros siempre mantendríamos la sospecha. Probablemente detrás de todo eso esté el oculto e inconfeso deseo de engañarlo, de fallarle. Porque en verdad nos pasamos la vida pensando que nos hace trampas aquél a quien queremos trampear. Sospechamos de aquél a quien le queremos fallar.

En definitiva, de quien desconfiamos es de nosotros mismos.

¿Y qué puede pasar? Que nos demos cuenta que hemos estado perdiendo el tiempo tratando de desentrañar algo que no existía. ¿Y qué más puede pasar?

Que el otro sea realmente mucho mejor de lo que nosotros nos imaginábamos.

Tanto temor. Tantas cosas dejadas de lado por miedo, por no saber como terminará. Años cargando una resolución que tal vez con un esfuerzo y en poco tiempo hubiera quedado totalmente terminada.

Pero eso de dejarlo estar, tiñiendo cada acción nuestra; contaminando cada pensamiento: instalándose en el momento en que estamos por gozar y no dejándonos.

Aquella vieja deuda, aquel viejo rencor, aquella entrega incompleta.

Y ¿qué puede pasar? nada!! ¿Qué puede pasar? Pues que la deuda se pague, que el rencor se termine, que podamos caminar por aquella vereda sin tener que hacer un rodeo para evitarla.

Y ¿qué más puede pasar?

Que andemos tranquilos, tal vez por primera vez en tantos años...

Y entonces si es tan fácil, ¿por qué cargamos el madero?  Por miedo!!

Y ¿qué puede pasar?

Qué seamos felices!!..porq' para ello, solo tenemos q' tomar la decisión.